¿Te sentís acelerada milongueando?

Hoy en este post te quiero compartir mis 3 secretos que te pueden orientar para tener mayor dominio y control en los momentos de aceleración en el baile.

¿Alguna vez te ha pasado que en la primera cita, esa persona habla un montón al punto de que no te deja decir ni una palabra?, a mi sí, y también yo he hablado acelerada ja!.

milongueando rápido

Muchas veces los nervios y la ansiedad generan hablar apurada, y esto mismo puede suceder a la hora de bailar, logrando meter la pata o equivocarnos por anticipadas.

Pero es parte del proceso, aprendizaje y control. No hay que desanimarse, es muy común y más en los primeros años de experiencia milongueando.

Al conectarme con este contenido del blog me llegan algunos recuerdos del pasado relacionados con el tema y como aprendíamos, si bailabas muy anticipada los maestros te decían: «no bailes sola, esperá que te marque», pero no te explicaban como dominar es momento. «Era un llamado a la atención para que lo tengas en cuenta». Bien directo y sin filtro.

milongueando rápido

No era que no se entendía la marca, solo faltaba control y confianza, y en vez de responder un paso hacía 3 je!.

Aunque a veces hay marcas que no son claras. La experiencia ayuda a detectar las mínimas señales en el abrazo, y dejarse llevar como me decían los maestros hace tiempo atrás.

Seguí tu ritmo de aprendizaje y a no correr, para lograr mejores resultados. 😉

En este contenido te voy a confesar mis 3 secretos y sugerencias que te pueden ayudar como a mí en los momentos de aceleración bailando. Tal vez te está pasando y/o te ha sucedido tiempo atrás.

1 – La importancia de la respiración.

2 – El control de la ansiedad.

3 – Encontrar la confianza.

Seguramente ya lo sepas pero lo voy a recordar porque a veces lo olvidamos y un empujoncito no viene mal.

1-La respiración es un factor muy importante a la hora de bailar es indispensable para nuestro organismo.

Favorece el funcionamiento del sistema nervioso, el oxígeno que recibe el cerebro, columna y nervios permite una buena relajación de los mismos, calmando nuestra mente y cuerpo.

Si sumas a tus hábitos diarios una rutina de respiración pausada vas a acostumbrarte a tener una respiración sana y así ayudar a satisfacer los estados de la ansiedad. Todo está conectado.

milongueando rápido

Ok! Volviendo un poco a la charla en la cita, como dí el ejemplo arriba, lo ideal es tomarla con cautela, no contar toda la vida en el primer encuentro, o todo junto je, sino ir paso a paso y charlar de a poco, generando pausas así se escuchan mutuamente y la conversación fluye.

Algunas personas hablan aceleradas tal vez metan la pata o cansan y/o apabullan, entiendo que hay que ser como une es, pero es para poner un poco de misterio e ir teniendo material para los próximos encuentros o próximos tangos. Es un ejemplo para relacionarlo con el tema de hoy que también se refleja en el baile. Y puede ayudar a detener el apuro. (Vale para ambos roles).

Te dejo este post dedicado a la respiración milongueando. (Claves para lograr una mejor respiración milongueando).

2- La ansiedad es nuestra enemiga número 1.

Si en los primeros compases usamos todos los adornos que conocemos, parece un baile nervios y después no va a quedar ninguno para sorprender, se va a tornar un tango repetitivo y monótono.

El líder no nos va a poder parar y nos terminará siguiendo a nosotras. Je!

 Ir de a poco es la clave, para ver cómo reacciona la otra persona, es una conversación con el cuerpo.

El primer tango de la tanda como siempre digo (yo lo llamo el tango de prueba, siento su abrazo, su dinámica, su perfume, y te confieso que a ellos les pasa lo mismo), ir con más cautela es la clave, y en el segundo baile hay más confianza y en el tercero o cuarto entendés más aún su estilo donde lograrás mayor conexión.

«Darlo todo progresivamente».

milongueando rápido

.

3-Confianza: todos hablamos de confianza pero a veces nos cuesta encontrar que es eso que no nos deja avanzar, las cosas no pasan mágicamente y debemos investigar cuál es el punto del problema.

Esta se gana de a poco, y se destruye en un segundo es algo frágil y entonces aparece la inseguridad.

Como esa cita o cada abrazo que tuviste con esa persona iras generando confianza de a poco, pero tenés que tener paciencia y también si querés construirla, estarás logrando un gran éxito.

Muchas personas tardan la vida o no lo logran, podemos evitarlo pero depende exclusivamente de una misma si estás transitando por este temita.

Es importante practicar nuestro baile independientemente de lo que el líder va a marcar, encontrarte con tu tango personal primero para luego adaptarte a diferentes abrazos.

Una buena rutina de entrenamiento va generando paso a paso una mayor confianza diaria. Con pequeños hábitos lograrás grande resultados y duraderos.

Espero que estas sugerencias te ayuden a transitar un poquito estos momentos, son consejos con amor y compromiso. Gracias por leer este Blog.

milonguera

Y recuerda «Los cambios son retos que abren las puertas a nuevas oportunidades.» Candidman

«TU PUEDES»

Esperamos tu comentario ¿Alguna vez te pasó? 

Y por último te dejo algunos otros post que te pueden interesar y/o a alguna amiga milonguera que necesite una ayudita. También podés compartir.

Brillá en el baile, brillá en la vida

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Querés participar de mi nuevo seminario gratuito online?

Te enseño uno de los adornos más famosos de la historia del tango. Completá tus datos en el formulario y recibirás el link especial en tu email.

¿Querés participar de mi nuevo seminario gratuito online?

Te enseño uno de los adornos más famosos de la historia del tango. Completá tus datos en el formulario y recibirás el link especial en tu email.